25 de agosto de 2008

LA NUEVA IMAGEN DE NADAL


Uno de los momentos que he vivido con más intensidad e ilusión en estos JJ. OO. ha sido la victoria de Rafa Nadal, el flamante número uno del tenis mundial. Reconozco que hasta hace un año Nadal no era santo de mi devoción y me decantaba siempre por Federer en las contiendas que ambos disputaban. Sin embargo, mi impresión sobre Nadal ha cambiado totalmente, o mejor dicho, Nadal me ha conquistado y ha hecho que me trague todo lo que había dicho y defendido con uñas y dientes. Ahora Federer me parece un cursi más preocupado en no despeinarse que en ganar partidos.

Nadal es el mejor deportista español de todos los tiempos, con una mentalidad y una concentración sólo destinada a los más grandes campeones, una dignidad y honestidad sólo comparable a la Zidane (ya sé que el francés son palabras mayores) y una simpatía natural que cautiva día a día. Y, además, es mediático y cae bien, no como el baboso de F. Alonso. El único punto negro que le quedaba a Nadal era su look: pantalones piratas, camisetas sin magas y cinta en la cabeza a lo sandokán.

Una imagen de la que no era responsable el propio Nadal, sino la firma que lo viste. Nike pretendía dar la imagen de un tenista guerreo y batallador en contrapunto con la de dandy de postín reservada para el suizo. Pero esa imagen infame con la que los responsables de la firma americana identificaban a Nadal ha pasado a la historia, y en este Open de Estados Unidos Nadal no sólo estrena el liderato del tenis mundial, sino también nueva indumentaria (en la imagen). Nike nos presenta a un Rafa con un look bastante parecido al del su rival, es decir, con pantalones blancos por encima de las rodillas y un polo silueteado que le armoniza y esconde sus músculos. No se aguantaban más esas remeras sin mangas.

El reinado de Nadal acaba de comenzar. Y que dure mucho tiempo.

5 comentarios:

MocoDePavo dijo...

Yo, es que no puedo con Nadal. No puedo.

a blow job dijo...

A mi me encanta. Sale en el nuevo número del Vanity Fair español, que es un tocho y un refrito aceitoso.
Nadal FOREVER

Anónimo dijo...

Nadal sí, Federer no.
Y Nadal sí, y Pau no.
Y Nadal también, y Moyá no.
Y de paso, Parada sí, Garci no.

pintón dijo...

My friend, Moco de pavo, yo tampoco podía con él hasta hace poco, pero ahora me parece lo más. Hasta su gesto, cada vez que saca, de llevarse la mano al culo y sacarse los slips (¿te has dado cuenta?) que antes me ponía de los nervios, ahora me mola. Es sexy.
Por cierto, me han dicho que ibas fino en el Ola? Me tienes que contar.
Blow job, gracias por recordarme lo del Vanity, esta tarde sin falta me lo pillo.

Anónimo dijo...

Nos guste o no nos guste él o su look, lo cierto es que Nadal está haciendo Historia. Pero con mayúsculas.