31 de mayo de 2010

COSAS SERIAS


Esta mañana nos hemos levantado con la incómoda noticia de que Zapatero, más solo que la una, sigue adelante para sacar el decreto de los 33 días por despido. Presionado y acorralado por la UE y el FMI, no le queda otra que ceder a sus exigencias. Lo que me resulta más gracioso de todo esto son los votantes socialistas que arremeten contra ZP. Por principios no van a votar al PP, pero han perdido la confianza en el gobierno socialista.

ZP está haciendo lo que puede, mientras los peperos se dedican a cruzarse de brazos, a no proponer nada y a criticar cualquier reforma por dura que sea. La soberbia que les gobierna les impide apoyar al Gobierno; no se dan cuenta que la unión hace la fuerza y que todos a una saldremos de esta.

A todos estos incrédulos y desconfiados votantes del PSOE (porque sé que a los otros no se les puede cambiar el guión de su película) les recuerdo tres puntos importantes que parecen haber olvidado rápidamente:

1.- La crisis actual que ahoga a España no es algo contemporáneo, sino el resultado de más de quince años de liberalismo salvaje llevado a cabo por los gobiernos neoconservadores y liberales de las grandes potencias mundiales. Aunque resulte ridículo o contradictorio, me alegro sobremanera de que el IBEX 35 siga cayendo. ¿No era el Estado un enemigo para los mercados?

2.- La burbuja inmobiliaria, verdadera culpable del desastre y el desmoronamiento de la industria y el mercado español, se gestó durante el Gobierno de José María Aznar. Aznar y los listillos de sus amigos se dedicaron durante ocho años a tocar la pandereta y no invertir en nada. Las consecuencias son evidentes.

3.- Los chorizos, los ricos y los funcionarios, perfiles que no entienden de colores políticos, son el verdadero lastre de este país. Estamos pagando muy caro la democracia. Yo hay cosas que no entiendo, y creo que se deberían reformar, como los paraísos fiscales, el sueldo vitalicio de presidentes y ministros o la reducción de impuestos a las rentas más altas. Con estas tres medidas, las cosas nos irían de otra manera.

Supongo que esta entrada les parecerá un coñazo soberano a la mayoría de los lectores, pero de vez en cuando hay que hablar de cosas serias, que la juventud y los modernos parecen tener el cerebro hecho papilla. Entre el mundial de fútbol y el Primavera Sound no queda espacio para movilizarnos, pensar y salir a las calles a protestar. Mal vamos, camaradas.

5 comentarios:

Anónimo dijo...

Un post serio, si señor.
Serio y acertado.

RaRo dijo...

también sería una buena idea quitar las subvenciones de partidos políticos para campañas electorales y demás así como las subvenciones millonarias a esos que se hacen llamar sindicatos como UGT y CCOO, ¿alguien se los cree todavía?

Anónimo dijo...

UGT y CCOO son de mucho lirili y poco larala

Anónimo dijo...

lo que veo yo es el señor Zapatero en un buen lío...

el tapir nicanor dijo...

acabo de caer acá
qué gran blog
descubro que tienes uno paralelo de cuestionarios
tengo una cosa parecida en el mío
me encantaría hacerte uno
si sí, escríbeme al mail que aparece en mi perfil
gracias mil!

ahí van unos ejemplos:
http://reflexionesdeuntapir.blogspot.com/2010/05/si-fueras-i.html
http://reflexionesdeuntapir.blogspot.com/2010/05/si-fueras-ii_21.html
http://reflexionesdeuntapir.blogspot.com/2010/05/si-fueras-iii.html