13 de octubre de 2008

STEREOLAB


Tengo como norma no hablar de grupos consagrados y archiconocidos, pero en esta ocasión voy a hacer una excepción por varias razones y voy a hablar de Stereolab, la banda liderada por Laetitia Sadier y Tim Gane.

Primera, porque acaban de sacar un disco, Chemical Chords, muy recomendable. Seguramente el mejor desde que murió la guitarrista y corista Mary Hansen.
Segunda, porque viene a tocar a Madrid, el domingo 23 de noviembre en la Riviera. ¡Por fin los voy a ver!
Tercera, porque ha sido mi grupo indie favorito de los noventa.
Cuarta, porque me da la gana y se lo merecen.
Quinta, porque ya han salido todas las reseñas y criticas de la prensa establecida.

Stereolab sigue sonado a Stereolab, algo que para un grupo tan sólido y coherente como ellos es lo mejor que se puede decir. Aunque en sus últimos discos se respiraba una cierta saturación y hastío, este es sin duda el disco más espontáneo de su larga carrera. Su sonido es cada vez más maduro, elegante y sofisticado, con referencias a la bossa nova, al lounge, al easy listening, al pop, a las bandas sonoras, y cada vez más alejado de las espirales sin salidas de su grupo de referencia, Neu!


“Neon Beanbag”, el corte que abre el disco, es casi místico y pegadizo desde la primera escucha; “Three Woman” es un single redondo, el mejor desde el Dots and Loops; “Chemical Chords” parece sacada de la bso de Gloria de Casaavetes; “One Finger Symphony” es arrolladora, de esos temas que te dejan sin aliento; “Valley Haley” es una pegadiza pieza de electro-pop de alta alcurnia y “Silver Hands” es la típica canción de los mejores Stereolab, monótona e intensa con preciosos arreglos instrumentales.

Stereolab son como los buenos vinos y los actores con personalidad a los que los años les sienta muy bien. Me han hecho soñar tanto que no puedo ser objetivo con ellos, pero de eso trata al fin y al cabo.

Ahora más que nunca es el momento de reivindicar a Stereolab.

13 comentarios:

Anónimo dijo...

I love stereolab!
july

aticus dijo...

me encanta tu blog, interesante y ameno

Lucky dijo...

Que gozada, colega, los STEREOLAB en Madrid, que notición.

Mira, Pinton, me dices que te hago la pelota, y puede que tengas razón, no lo voy a negar. Pero, lo siento, te lo voy a decir otra vez: I LOVE YOUR BLOG and I LOVE YOUUUUUUUUUUUU, colega.

Besos de Lucky

evasivas dijo...

Acabo de comprar mis entradas por servicaixa! Estoy deseando verlos en Madrid. Ya ves, otro lugar en el "casiencontrarnos"

Beso stereolábico

Anónimo dijo...

que mono el lucky

Dany de vito dijo...

Pinton tiene un gusto exquisito, no le mueve la modernez fashion tipo esto-es-lo-que-se-lleva.

Me gusta tu crónica; tributes of an extremely sophisticated fan.

Dany

sus colegas dijo...

Paco-pinton está en Frankfurt en la feria de libro. Le echamos de menos

Anónimo dijo...

Me desagrada la Riviera, con su jodidisima acústica.

Anónimo dijo...

Yo me apunto.
I love stereolab!
Como July

Anónimo dijo...

Ya estoy nervioso y falta un mes.

pintón dijo...

Me hicieron temblar.
Qué gran grupo.

Chuck Laplanta dijo...

Pues a mi me molaban mucho Stereolab en los 90... el Emperor Tomatoe Ketchup era majestuoso. Pero este concierto... no me gustó mucho, tocaron el single Neon Bang o algo así, que efectivamente es muy merecedor de elogios...pero el resto de canciones, no las conocía, y supongo que por ello no me gustaron mucho.

The week that was, los teloneros, me parecieron muy buenos, qué ritmo tenían y qué coros a 3 voces!!


Un saludo.

pintón dijo...

Siento discrepar totalmente contigo, Chuck, pero el concierto me encantó, y no se limitaron a tocar las canciones del último disco, alternaron bastante con sus grandes hits de siempre. Si no recuerdo mal, empezaron con una del Emperor y se tocaron alguna más de este disco. Cibeles reveire, por ejemplo.
Me parecieron muy buenos músicos y muy contundentes en directo. Disfruté como un enano.
Los teloneros ni chicha ni limoná, la verdad.